Revelan Que Trump Pagó Buen Dinero a una Estrella Porno Para Ocultar su Romance Extramarital

Como si el viernes del presidente Trump ya no hubiese sido lo suficientemente malo, otro nuevo escándalo de su pasado surgió para arruinar su día por completo.

Personas “familiarizadas con el asunto” han revelado que los abogados de Trump pagaron a la estrella porno Stormy Daniels $ 130,000 para comprar su silencio un mes antes de las elecciones del 2016, con el fin de evitar que discutiera públicamente un “supuesto” encuentro sexual entre los dos, informa el Wall Street Journal.

Por supuesto, el notoriamente tacaño Trump se negó a pagar después de que la Daniels aceptó firmar su silencio, que es la razón por la cual la historia está saliendo a la luz ahora.

Este encuentro supuestamente tuvo lugar en un torneo de golf de famosos en Lake Tahoe en el 2006, un año después de que Trump se casara con su tercera esposa, Melania Knavs.

Estos son informes viejos y reciclados, que fueron publicados y negados enérgicamente antes de las elecciones“, dijo un funcionario de la Casa Blanca en respuesta a las acusaciones.

Esta no es la primera vez que el presidente ha sido acusado de infidelidad a su esposa.

La escritora de la revista People, Natasha Stoynoff, acusó al presidente de agredirla sexualmente en Mar-a-Lago en diciembre del 2005, unos meses antes del encuentro sexual con Stormy Daniels.

El reciente libro explosivo de Michael Wolff, “Fuego y Furia: Dentro de la casa Blanca de Trump“, alega que Trump trataba regularmente de acostarse con las esposas de sus amigos.

¿Todavía te gusta tener sexo con tu esposa? ¿Con qué frecuencia? Debes haber tenido un mejor acostón que con tu esposa? Cuéntame sobre eso. Tengo chicas que vienen de Los Ángeles a las tres en punto. Podemos ir arriba y pasar un buen rato“, les decía a sus amigos mientras sus esposas escuchaban por el altavoz.

Si bien no hay nada de malo en actuar en pornografía o tener encuentros sexuales consensuados, Donald Trump ostensiblemente representa el partido de los “valores familiares” que insiste en obligar a las personas a adherirse a su estricto código moral, mientras lo violan flagrantemente ellos mismos en todo momento.

Sin mencionar que el Presidente ha sido acusado por casi dos docenas de mujeres de asalto sexual y acoso. Cómo los evangélicos y los llamados “cristianos” religiosos pueden apoyar de buena fe a Donald Trump está más allá de cualquier comprensión humana.