Funcionario Acaba de Revelar el Ajuste Que Trump Hizo con Rusia y Que Debería Preocupar a Todo Estadounidense

Cualquiera que pensara que Trump había experimentado un cambio de opinión sobre Rusia o simplemente que estaba tratando tímidamente de demostrar que no estaba en el bolsillo de Putin cuando el gobierno expulsó a 60 diplomáticos rusos después del envenenamiento con armas químicas de dos rusos en territorio británico, tendrá un rudo despertar después de esta sorprendente revelación.

Según The Washington Post, después del ataque del mes pasado, Trump fue convencido de expulsar a 60 diplomáticos rusos solo bajo la condición de que se igualarían las mismas cifras de expulsión por cada uno de nuestros aliados europeos.

Haremos coincidir sus números“, instruyó Trump, según un alto funcionario de la administración. “No estamos tomando la iniciativa. Nos estamos emparejando“.

Sin embargo, Trump descubrió al día siguiente que Francia y Alemania solo expulsaron a cuatro funcionarios rusos, que la cifra de “60” provenía de todos los países de toda la Unión Europea juntos.

Al darse cuenta de que Estados Unidos sería retratado como el más duro respecto a Moscú, Trump según los informes se enfureció. Mientras que los ayudantes intentaron tranquilizarlo porque la Unión Europea y los EE. UU. estaban expulsando en números iguales en total, Trump gritó, “¡No me importa el total!

Hubo malas palabras“, dijo el funcionario, que habló bajo la condición de anonimato, “muchas malas palabras“.

Por supuesto, el incidente fue en gran parte resuelto cuando Trump silenciosamente permitió el regreso de 60 diplomáticos rusos, siempre y cuando no fueran los mismos diplomáticos que fueron expulsados.

Según los medios estatales rusos, un miembro de la Casa Blanca le dijo al gobierno ruso que podría enviar diplomáticos de reemplazo solo unos días después. “Las puertas están abiertas“, dijo el funcionario.

El movimiento, entre otros, subraya la flagrante reticencia de Trump para ser duro con Moscú.

“Creo que podría tener una muy buena relación con Rusia y con el presidente Putin”, dijo Trump en una reciente conferencia de prensa. Y si lo hiciera, eso sería algo grandioso. Y también hay una posibilidad de que eso no suceda. ¿Quién sabe?”

Por supuesto, muchos sospechan que Trump, para quien la lealtad al estilo de la Cosa Nostra es de suma importancia, simplemente está pagando a Rusia por influir en las elecciones del 2016 a su favor. Sin embargo, si has aprendido algo acerca de la “lealtad” hasta ahora en su presidencia, es que solo le ha metido en problemas.

Reynaldo Gómez Zamora

Licenciado en Ciencias Políticas. Analista e Investigador.