barack y michelle ayudan a los jovenes

Barack y Michelle Acaban de Mostrar a Trump Cómo REALMENTE Ayudar a Jóvenes Pobres de Chicago

El presidente Obama, que creó 11,3 millones de puestos de trabajo como presidente, no planea poner fin a su compromiso de empoderar a los jóvenes de Estados Unidos y ayudarlos a obtener las oportunidades que necesitan para tener éxito.

Durante la primicia de sus planes para su biblioteca presidencial, Obama anunció que él y su esposa Michelle estarán donando personalmente $2 millones a programas de trabajo de verano en Chicago para que “los jóvenes puedan trabajar“.

“Intentamos comenzar con la programación en este año. No queremos esperar por un edificio porque esto no se trata sólo de edificios, sino de estar cerca de ellos en este momento. Y parte de por qué estoy tan interesado en comenzar la programación, es porque, como alguien que no ha estado aquí en Chicago durante los últimos dos años, cada vez que visito le digo a la gente que Chicago nunca se había visto tan bella. Nunca ha brillado más.

Y sin embargo, si le preguntas a mucha gente fuera de Chicago, acerca de Chicago, ¿cuál es la primera cosa de la que hablan? Hablan de la violencia. Y lo que Michelle y yo queremos hacer es comenzar ahora. Te daré un ejemplo. Una de las cosas que vamos a comenzar este verano es la donación de 2 millones a nuestros programas de empleo de verano para que los jóvenes de inmediato logren obtener un trabajo y podamos empezar a ofrecer oportunidades para todos ellos”.

La Universidad de Illinois encontró que el 47% de los hombres negros jóvenes en Chicago estaban desempleados en el 2014, en comparación con el 20% de los hispanos y el 10% de los blancos. El vínculo entre la notoria violencia de Chicago y el desempleo de los jóvenes ha sido bien documentado, y los beneficios de los programas de empleo de verano son inmediatos y sustanciales, según informó el Chicago Tribune.

El Laboratorio del Crimen de la Universidad de Chicago encontró una reducción del 43 por ciento en los arrestos por delitos violentos entre los jóvenes que obtuvieron empleos de verano de ocho semanas con el programa, en comparación con un grupo de control de jóvenes que no lo hicieron y el efecto positivo duró 18 meses después de finalizado el programa.

Mientras que el Presidente Trump casualmente amenaza con “enviar a los federales” para combatir la delincuencia en Chicago, el Presidente Obama está gastando una parte significativa de su propio bolsillo para lidiar con las raíces sistémicas del problema y tomar medidas serias para lidiar con la causa del problema, en lugar de simplemente canalizar a los jóvenes marginados y frustrados en el círculo vicioso de la encarcelación y la pobreza.

La diferencia entre los dos presidentes no podía ser más obvia.

Observa los comentarios de Obama aquí:

.


.