ALERTA: Algo Muy Sospechoso Está Pasando en las Elecciones de Este Estado tan Republicano

Con las elecciones intermedias de hoy, posiblemente las más importantes de nuestras vidas, – y por esta vez que no es una exageración dadas las apuestas en juego, las preguntas sobre la supresión de votantes continúan surgiendo desde la izquierda mientras la derecha habla sobre el fraude inexistente de votantes no calificados.

Sin embargo, hay otro tipo de fraude electoral que ha levantado su fea cabeza en esta elección, y que es mucho más pernicioso y difícil de medir: máquinas de votación electrónicas sin rastro de papel que están cambiando de forma espontánea y misteriosa los votos de los candidatos demócratas para o bien que no han sido votados, o bien que lo cambian por un voto a su oponente republicano.

La semana pasada, surgieron informes sobre este fenómeno que se está produciendo tanto en Texas como en Georgia durante la votación temprana en dos estados con carreras altamente competitivas que pueden determinar la dirección futura no solo de esos estados, sino del país en general.

Hoy, los funcionarios electorales en Carolina del Sur intentaban desesperadamente reparar las máquinas de votación en el condado Richland luego de que los votantes informaron que las máquinas habían cambiado sus boletas, según la estación de televisión local WLTX.

Cuando los técnicos trataron de resolver el problema reiniciando las máquinas, los funcionarios del Condado de Richland culparon de los “problemas de calibración” a las pantallas táctiles de las máquinas, que podrían registrar erróneamente un voto para un candidato diferente a pesar de que los votantes presionaron la pantalla donde se encuentra el nombre de su candidato elegido.

Los funcionarios electorales instaron a los votantes a revisar cuidadosamente la sección de la página final de sus boletas para asegurarse de que refleje con precisión sus elecciones antes de enviarlas.

El director de elecciones del condado de Richland, Rokey Suleman, culpó de los problemas al equipo de votación anticuado.

“Mientras que el equipo envejece, vamos a comenzar a ver más problemas mecánicos, más problemas de hardware, y más problemas de software. Por eso es muy importante que intentemos hacer la transición a un nuevo equipo de votación lo más rápido posible “, dijo Suleman a WLTX News.

Mientras esperan tener nuevos equipos a tiempo para la elección presidencial del 2020, los funcionarios electorales deben lidiar mientras tanto con su infraestructura existente. Los técnicos que trabajan con las máquinas dicen que normalmente se recalibran de dos a tres veces durante el día de la elección, pero que la gran participación ha creado la necesidad de recalibrar con mayor frecuencia.

Con las apuestas en esta elección tan alta y los márgenes tan ajustados en muchas carreras, primero asegúrese de votar y luego verifique cuidadosamente su boleta electoral para asegurarse de que refleje lo que cree que debería ser.

Después de eso, todo lo que puede hacer es esperar a que se tabulen los resultados y confiar en que nadie haya contado su voto para el candidato equivocado.