AL DESCUBIERTO: Los Rusos Están Viajando a las Propiedades de Trump Para Tener “Bebés Anclas”

No obstante todos sus lemas de “América Grande” y “América Primero“, y la retórica anti-inmigración, se ha revelado que, -irónicamente-, Donald Trump se está beneficiando de una tendencia creciente del “turismo para nacimientos” ahora popular entre los ricos oligarcas rusos.

Luego de haber pasado buena parte de su campaña vociferando contra los “bebés anclas” y la supuesta “perdida” de empleos para los estadounidenses por culpa de los inmigrantes, la Organización Trump sigue siendo un componente importante en la comercialización de las empresas que prestan servicios de turismo de nacimientos a los extranjeros que vienen a Estados Unidos, para asegurar que sus hijos recién nacidos reciban la ciudadanía americana en virtud de haber nacido en suelo estadounidense.

Un artículo en The Daily Beast detalla a varias compañías que ofrecen alojamiento en propiedades de la marca Trump en Florida, tales como la Torre Trump, Trump Royal y el Trump International Beach Resort, a los futuros padres mientras esperan a que llegue el momento del parto.

Empresas con nombres como SVM-MED, Miami-Boom y Status-Med ofrecen paquetes que pueden costar más de $ 75,000 para estancias en condominios de lujo. Veamos un ejemplo citado en el artículo:

SVM-MED, una compañía de turismo de nacimiento en Miami que también cuenta con sucursales en Moscú y Kiev, ofrece tres niveles de paquetes a sus clientes, siendo sus dos principales paquetes publicitados en la Torre Trump. El paquete más caro cuesta $ 84,700 para un apartamento en la Trump Tower II con una bañera de azulejos dorados y un carro con chofer, de las marcas Cadillac Escalade o Mercedes Benz“.

Además de proveer alojamiento de lujo a los turistas rusos para nacimientos, estas compañías también ofrecen referencias con médicos y hospitales locales, ofrecen cuidado prenatal y actividades para las futuras mamás, y asesoran a los padres sobre los detalles de la obtención de pasaportes estadounidenses para sus recién nacidos.

Mientras que Trump argumentó durante la campaña que la ciudadanía no debe ser otorgada a los hijos de inmigrantes ilegales nacidos en Estados Unidos, la Enmienda 14 a la Constitución garantiza que cualquier persona nacida en los EE.UU. es automáticamente un ciudadano.

Ciudadanos de clase alta e incluso de clase media, especialmente de Rusia y China, acuden a los Estados Unidos para obtener pasaportes americanos para sus hijos por muchas razones. Para algunos, es una póliza de seguro político, para otros, es una manera de asegurar una aceptación más fácil y la ayuda financiera de las universidades estadounidenses para sus hijos. Cualquiera que sea la razón, cuando su hijo cumpla 21 años, pueden solicitar obtener tarjetas verdes para el resto de su familia como parte del programa de “reunificación familiar“.

El hecho de que Trump esté ganando dinero por las mismas políticas contra las que prometió luchar, parece no molestar para nada a este sucio presidente, mientras los turistas rusos no están muy preocupados de que puedan perder la opción de asegurar el futuro de su niños en un futuro próximo.

“Cuando Trump fue elegido, dijo que quería eliminar la ciudadanía basada en el lugar de nacimiento”, dijo la turista para nacimiento, Tanya Yanygina, a The Daily Beast. “Pero dijo eso en referencia a gente de Oriente Medio y México”.

Incluso los rusos saben que la retórica de Trump proviene del racismo.

 

Montserrat Jimenez

Licenciada en Periodismo. Bloguera y Experta en Redes Sociales.