Acaban de Revelar la Vergonzosa Táctica Republicana Para Apoyar el Muro de Trump y Fastidiar a los Soñadores

Los republicanos de la Cámara de Representantes han estado fingiendo estar en abierta rebelión contra su Vocero lamebotas y estar exigiendo un proyecto de ley para proteger a los Soñadores, mientras que la realidad es que están trazando un siniestro plan para atacar a los inmigrantes.

El representante Carlos Curbelo (R-FL) lidera la lucha para construir el muro de Trump como respuesta a la crisis nacional que está causando el presidente al separar a las familias de refugiados legítimos cuando buscan asilo en los Estados Unidos. El proyecto de ley arreglaría la crisis de Trump de familias separadas en la frontera, pero atraparía a los Soñadores en un laberinto de papeleo para convertirse en ciudadanos a diferencia de la “ley clara y limpia” que los demócratas están exigiendo.

Los falsos republicanos moderados empaquetaron un proyecto de ley que agrega importantes restricciones a los nuevos inmigrantes y han exigido dramáticamente un voto, únicamente para llevarse a casa una cínica ventaja política para las elecciones de mitad de período. El Miami New Times informa:

El texto del “compromiso de inmigración” que Curbelo luchó tan duro para redactar finalmente está aquí, y como mucha gente ya predijo, apesta. Primero, lo bueno: el proyecto de ley, si se aprueba, prohibiría que el Departamento de Seguridad Nacional separara a los padres de sus hijos en la frontera.

Desafortunadamente, esa es básicamente la única disposición “moderada” aquí. Aunque la propuesta de ley brinda un nuevo camino a la ciudadanía para los 1,8 millones de soñadores del país, ese camino es realmente difícil y tortuoso

El resto del proyecto de ley se parece al sueño húmedo de un xenófobo. Para encontrar un “compromiso” con los racistas y los halcones de la inmigración, Curbelo aparentemente aceptó algunos recortes realmente draconianos al sistema de inmigración estadounidense.

No hay bajeza que el GOP no ponga a prueba en su intento de convertir a Estados Unidos en un estado policial patriotero con el objetivo de aterrorizar a las personas de color.

Los republicanos han sido condicionados para exigir violencia en la frontera y aman a Donald Trump. Es por eso que realmente no existe hoy día un “republicano moderado“.

Los republicanos de la Cámara como Carlos Curbelo no son más que republicanos de pacotilla que apoyan a Trump, y que están dispuestos a vender sus almas por unos centavos para apoyar el fascismo.

Puedes leer más al respecto aquí (en inglés):

.

.